Inicio Hierbas diureticas Usos de la mostaza silvestre

Usos de la mostaza silvestre

0
262

La planta de mostaza silvestre tiene una altura promedio de solo 20 cm. La configuración de esta especie, conocida por el nombre binomial de Lepidium campestre, incluye un tallo bastante fino cubierto por una gran capa de hojas. Pertenece a la familia de las crucíferas y comparte con estas plantas muchas de sus cualidades. A medida que va ascendiendo el tallo de la planta de mostaza silvestre se va ramificando mucho más. En la parte más alta de esta planta, de hecho, sus hojas se unen de forma directa con la base (sin recurrir a los rabillos).

La mostaza silvestre puede ser encontrada en forma natural en los bordes de caminos. Las flores de esta especie, por lo demás, se presentan en ramilletes y son de color blanco. Lo que más se aprovecha de esta planta al momento de su recolección con fines medicinales son las hojas y las semillas. El momento óptimo para la recolección de la mostaza silvestre, de todas maneras, es en el transcurso de su floración.

 

Entre las propiedades de la mostaza silvestre se encuentra su poderoso efecto para prevenir y curar el escorbuto. Es un muy buen diurético e hipotensor. Existen distintas formas de consumo para la mostaza silvestre. La más difundida es la del uso de esta planta en ensaladas comunes. Muchas personas, de todas maneras, no encuentran muy agradable el sabor de esta planta. Para ellos existe la posibilidad de realizar un cocimiento de mostaza silvestre. Se prepara con unos 25 gr de hojas de esta especie por cada medio litro de agua que se vaya a preparar. Después de hervir por unos 15 minutos se dejar reposar y se filtra. Para conseguir todos sus beneficios como diurético se recomienda tomar una taza después de cada comida.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *