Inicio Hierbas expectorantes Por qué utilizar la sanícula

Por qué utilizar la sanícula

0
124

La sanícula es una planta medicinal que posee tallos bastante largos y hojas de división palmeada. El nombre binomial por el que se conoce comúnmente a esta especie es el de Sanicula europaea. Se trata de una planta que no posee vellosidad alguna y es de porte robusto. La época de floración para la sanícula se concentra en los meses de primavera. Esta especie produce unas flores más bien pequeñas y de color blanco.

 

En la composición química de la sanícula se cuentan cantidades considerables de saponinas y un alto contenido de vitamina C. Uno de sus principios activos, de sabor amargo, tiene un alto poder cicatrizante y ayuda a regenerar la piel en zonas con heridas y lesiones. Por sus diferentes componentes la sanícula es una planta que puede resultar muy efectiva en caso de escorbuto, gripe, resfriados y problemas de salud similares. Está comprobado que la sanícula también tiene efecto astringente y es un muy vulnerario. Si estamos buscando un expectorante la sanícula también nos ofrece ayuda.

 

Para obtener los beneficios de la sanícula una de las formas de preparación clásica es la infusión. Se necesitan unos 5gr de hojas o de la planta entera por cada litro de agua que se vaya a preparar. Es necesario dejar hervir por unos 10 minutos y filtrar las hojas. Tomar unas tres tazas a lo largo del día. Con la sanícula también se puede preparar una poderosa decocción con numerosos efectos medicinales. La forma de preparación es la misma que la que se utiliza en el caso de la infusión. Esta decocción debe ser utilizada para hacer gárgaras (también puede resultar muy efectiva para la curación de aftas y heridas sobre la boca y las encías que se resistan a otros sistemas curativos).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *