Inicio Hierbas cicatrizantes Por qué usar el matacandil

Por qué usar el matacandil

0
98

El matacandil es una planta medicinal que alcanza una altura promedio de 30cm y pertenece a la familia de las crucíferas. El tallo de esta especie tiene una disposición rectilínea y no posee una cantidad de ramas significativa. Ni las hojas ni el tallo de esta planta presentan vellosidad en ninguna de sus partes. La planta de matacandil suele crecer en sitios como muros de ciudades y diferentes ambientes urbanos.

Las flores de matacandil son de color amarillo y siempre crecen en la parte final de cada tallo. Las excelentes propiedades de esta planta medicinal pueden ser aprovechadas al recolectar las hojas del matacandil. Lo mejor es desecarlas de forma inmediata a su recolección (para conservar más principios activos presentes).

 

La planta de matacandil muestra una gran proporción de esencias sulfuradas y comparte varias propiedades medicinales con otras plantas que pertenecen a la familia de las crucíferas. Los usos medicinales del matacandil van desde la curación de llagas y heridas, la mejora de problemas de garganta y diferentes remedios para adelgazar en poco tiempo. Es una planta que reúne todas las características para ser considerada un excelente agente antiescorbútico. Asimismo, es necesario considerar que es una especie que puede ser aprovechada en estado crudo, como cocimiento, en forma de emplasto y bajo otras modalidades.

 

Si queremos consumir el matacandil en estado crudo simplemente tenemos que agregarlo en ensaladas. Para preparar un cocimiento de esta planta, en cambio, se necesitan unos 20gr de planta por cada litro de agua. Hay que llevar a hervor por 15 minutos, filtrar y dejar reposar. La dosis recomendada es de una taza al día (siempre después de las comidas). El emplasto de matacandil se prepara machacando las hojas de esta planta y aplicándolas de forma externa.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *