Inicio Hierbas antiinflamatorias Beneficios del guillomo

Beneficios del guillomo

0
137

El guillomo es un arbusto de altura mediana con un tamaño aproximado de unos 2 metros. Esta especie, que recibe el nombre binomial de Amelanchier ovalis, se caracteriza por tener ramas de tenor flexible y color rojizo. Las hojas del arbusto de guillomo también tienen un color rojizo y forma ovalada. A lo largo de toda la extensión del tallo de esta especie podemos comprobar que las hojas aparecen dispuestas de forma enfrentada.

 

La planta de guillomo, por lo demás, se desarrolla en zonas rocosas y peñascales. En este arbusto podemos encontrar, al mismo tiempo, flores masculinas y flores femeninas. La floración de esta planta se suele producir incluso antes de que salgan las primeras hojas de esta planta. En el proceso de recolección de guillomo con fines medicinales lo que más se aprovecha de esta planta es la corteza. La recolección, por lo demás, debe efectuarse en los meses de primavera.

 

Las hojas de guillomo incluyen altos porcentajes de flavonoides, aceites esenciales, betulinol, taninos y otros compuestos. Si observamos los taninos, la concentración de este elemento en la corteza del arbusto puede ser de entre un 10 y 20% (por ello también tiene acción astringente y colerética). Este arbusto está especialmente indicado para mejorar casos de hipertensión y gota. Por sus diferentes compuestos químicos el guillomo también tiene muy buena acción como diurético y como anti-inflamatorio.

 

Para preparar una infusión a base de guillomo lo más indicado es utilizar la corteza de esta planta. Se deben tomar unos 35 gramos por cada litro de agua. Dejar en contacto con agua hervida por unos 10 minutos (en el momento culmine del hervor agregar un gramo de bicarbonato de sodio (lo que acrecentará notablemente la efectividad  de este remedio). Se recomienda beber unas 3 tazas al día, todos los días.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *