La hierba del pastor es una planta medicinal con una altura promedio en torno a los 50cm. Se trata de una especie que recibe el nombre binomial de Dorycnium hirsutum. Esta planta medicinal posee tallos bastante gruesos que aparecen recubiertos por finas vellosidades a lo largo de toda su extensión. Las flores de esta planta crecen de manera individual a partir de las hojas superiores de esta especie.

 

Las zonas más apropiadas para el crecimiento de esta planta con usos medicinales son los matorrales y bosques poco espesos de distintas partes del mundo. La planta de hierba del pastor suele florecer sobre todo en los meses de primavera. Esta especie da flores de unos 2cm de ancho y con una coloración violeta o púrpura. Con fines medicinales lo que más interesa de la hierba del pastor son los frutos que da. Para obtener los máximos beneficios de esta planta con usos medicinales se debe recolectar el fruto de esta especie en su estado de madurez más elevado.

 

Las hojas de hierba del pastor se disponen de manera diferente según se trate de hojas superiores o inferiores. En la zona más baja de esta planta, por lo demás, encontraremos que las hojas adoptan una distribución enfrentada. Actualmente no existen demasiados datos certeros sobre la composición química de la hierba del pastor (solo se sabe que tiene bastante ácido málico).

 

La hierba del pastor es un excelente diurético y también actúa como antihemorroidal y agente anti-inflamatorio. Para aprovechar todas las propiedades medicinales de la hierba del pastor lo más recomendable es preparar una decocción. La decocción de hierba del pastor se prepara con un buen puñado de flores de esta planta. Es necesario hervir las flores en un litro de agua y dejar entibiar ligeramente. Esta solución debe ser aplicada como antihemorroidal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *